Página 1 de 5

La tarde que te amé

Mensaje sin leerPublicado: Jue, 17 Oct 2013 20:18
por Isabel Moncayo
Te llamé agua y viniste lloviendo,
y escribimos nuestros nombres en el tiempo.

Se llueve la tarde, te dije,
y nos amamos en silencio,
como se ama el fuego cotidiano,
tú y yo prendiendo llamas
hasta que nos cubrió la noche
para cruzarnos como un río
y hacer navegables las pisadas.

Te ll-amé agua en la tarde
y las bocas se bebieron los vahos
ignorantes de toda desnudez,
gota y temblor en los tejados,
aguacero en el delta de los muslos.

Nos han calado arrugas en las sienes
temporales de azul y chaparrones,
así llueve la vida cuando se ama,
las cosas pequeñas, lo que duele,
y querer no morirse, no del todo,
o morir así, entre tus brazos.

Te llamé agua aquella tarde,
y hoy te digo ven, lluéveme,
aquieta este diluvio de pasiones.

*

Mensaje sin leerPublicado: Jue, 17 Oct 2013 20:20
por Ana Muela Sopeña
Precioso, Isabel.

Qué bien escribes. Es un placer degustar tus versos, amiga.

Un fuerte abrazo
y
Aplausos
Ana

re: La tarde que te amé

Mensaje sin leerPublicado: Jue, 17 Oct 2013 20:23
por Pilar Morte
Precioso, mil veces precioso. Todo el amor bajo la lluvia que has sabido llevar con sensibilidad y elegancia.
Besos, poeta
Pilar

Re: La tarde que te amé

Mensaje sin leerPublicado: Jue, 17 Oct 2013 20:30
por Víctor F. Mallada
Muy bonito, Isabel, por esta historia de amor y esa intimidad que manifiestas. Déjame que destaque el ritmo del poema y el cierre magistral.

Un acierto, poeta.

Víctor

Mensaje sin leerPublicado: Jue, 17 Oct 2013 20:34
por Quinteño de Greda
Pura sensualidad con un dosis de romanticismo altamente lírico.
Una joyita, amiga mía.
Un abrazo.

Mensaje sin leerPublicado: Jue, 17 Oct 2013 20:34
por Gerardo Mont
Un bellísimo poema, que cautiva desde sus primeras letras y no mengua, sino que se hace tan grande como el sentimiento que tan poeticamente sugiere. Un gran abrazo poeta.

Mensaje sin leerPublicado: Jue, 17 Oct 2013 20:42
por M. Sánchez
"Te llamé agua y viniste lloviendo"
Qué formidable comienzo para un precioso poema, Isabel. Te felicito. Ha sido un placer leerte, y saber que son tuyos estos versos.
Un fuerte abrazo.

Mensaje sin leerPublicado: Jue, 17 Oct 2013 21:19
por Hallie Hernández Alfaro
Hermoso por todos lados, querida Isabel. Un poema grande, sólido, bien nacido y pleno de equilibrios y dulzuras.
Me has emocionado, compañera.

Beso muy grande.

Mensaje sin leerPublicado: Jue, 17 Oct 2013 21:48
por Luis M.
Un poema de amor precioso, Isabel. Un verdadero placer de lectura, amiga. Mis felicitaciones y abrazo.

Mensaje sin leerPublicado: Jue, 17 Oct 2013 22:54
por Carmen López
Isabel menuda preciosidad!!!!, ostras, me he quedado embobada, lo he leído tres veces, es una hermosura de poema, el principio es soberbio y el cierre fantástico, una genialidad todo entero. Lo he disfrutado muchísimo, gracias por escribir cosas con tanta belleza.

Abrazotes grandes.

Carmen

Mensaje sin leerPublicado: Vie, 18 Oct 2013 2:43
por Josefa A. Sánchez
Para tenerlo de poema de cabecera. Un lujo.
Un abrazo.
Pepa

re: La tarde que te amé

Mensaje sin leerPublicado: Vie, 18 Oct 2013 10:24
por Pablo Ibáñez
Isabel,

ya sabes que tengo especial predilección por tus poemas, pero este me ha encantado. Sabes ir a la yugular del amor de una manera tan precisa y tan tierna, que uno no puede menos que engancharse al discurso hasta el punto final. Y ello con un estilo que has ido clarificando con el tiempo, tirando de una serie de constantes en tu poética (agua, mar, amor, desamor, mujer, ternura...) que manejas con mano maestra y que construyen una voz reconocible y confiable.

Un abrazo enorme, amiga, paisana.

Mensaje sin leerPublicado: Vie, 18 Oct 2013 17:23
por Ramón Carballal
Precioso poema de amor. Versos cálidos que llegan. Enhorabuena y un abrazo.

Mensaje sin leerPublicado: Sab, 19 Oct 2013 10:51
por Guillermo Cumar.
Elegante sensualidad que retoca el amor del poema amparado
por un manto de lluvia activo y generoso.

un abrazo

Mensaje sin leerPublicado: Sab, 19 Oct 2013 11:00
por Antonio Urdiales
Una petición dulce, pero encendida y apasionada, en un poema que transpira amor y belleza por los cuatro costados.

Se me había pasado sin leerlo, menos mal que he podido disfrutarlo.

Un abrazo.